Plataforma de vinculación ciencia-empresa, Connect Valparaíso, destaca las brechas del sector frutícola exportador regional

La actividad se realizó el viernes 20 de mayo, en la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, de la Universidad de Valparaíso, con la participación de diversas autoridades del sector público y privado de la región.

En el marco del proyecto Connect Valparaíso, iniciativa que busca establecer una plataforma tecnológica regional que vincule el quehacer de la academia, las entidades públicas y el sector frutícola de la Región de Valparaíso, con el fin de impulsar iniciativas conjuntas para abordar desafíos en I+D+i orientados al mejoramiento de la competitividad de la Región e incrementar la exportación de alimentos diferenciados y con valor agregado, programa que se inició con un proceso de detección y priorización de brechas en I + D, que arrojó como resultado un conjunto de necesidades de investigación y de transferencia tecnológica desde los sectores productivos, por un lado, y las tendencias de mercados, por otro. Ese diagnóstico mejorará la competitividad e inserción sostenible de los sectores productivos en mercados sofisticados internacionales.

Tras dos meses de trabajo, el viernes 20 de mayo, en la Sala de Consejo, de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, de la Universidad de Valparaíso, se presentó el informe final de diagnóstico del “Estudio de Detección de brechas de competitividad para la inserción en mercados internacionales de empresas frutícolas y agroindustriales de la V región en las áreas productivas, comerciales y de transferencia tecnológica”, realizado por el académico de la UV, el señor Carlos Bravo Soto, quien expuso ante el directorio, conformado por CORFO Valparaíso, Universidad de Valparaíso, Universidad Técnica Federico Santa María, Pontifica universidad Católica, Creas, ANI Chile, ASOEX, FEDEFRUTA, ChileAlimentos, Grupo IDiN, Gallardo Export, Molina Group y la Asociación de Viñeteros de Casablanca.

“El desafío de la región, hoy en día, es buscar la sustentabilidad, mediante los requisitos expuestos en este informe, para no salir del mercado. Para esto, hay que enfrentar en conjunto, y conseguir que el mundo privado y público, sean capaces de atraer a la academia al conocimiento, no sólo en la investigación, sino también a través de los planes curriculares. La sociedad requiere un capital humano, que cuente con la capacidad de ser flexibles y adaptables, y así poder concretar, este tipo de proyectos en pos del desarrollo de la región”, Héctor Leiva, subdirector regional de CORFO Valparaíso.

“Estamos haciendo un levantamiento del diagnóstico de los dolores que tienen las empresas, que pondrá en conocimiento, una valiosa información, que nos permitirá construir una hoja de ruta que estará asociada a diversos temas particulares, del sector Frutícola de la región. Esto nos permitirá lograr la ejecución de numerosos proyecto e iniciativas, dónde haremos el vínculo, para que el sector científico y técnico, pueda tomar estos proyectos, y junto a la participación del sector público y privado, lograr el éxito de esta plataforma Ciencia-Empresa, llamada Connect Valparaíso”, Alejandro Osses, gerente del Centro Regional de Estudios en Alimentos y Salud, CREAS.

Resultados

“Respecto al informe de diagnóstico presentado, la metodología buscaba abordar tres ejes, primero que todo, analizar las principales tendencias de consumo en los mercados internacionales, donde destaca la preferencia a los atributos saludables de productos naturales, libres de modificación genética así como también los alimentos funcionales que aporten a la salud y bienestar de los consumidores. En segundo lugar, desde el punto de vista de las buenas prácticas internacionales, nos encontramos con aplicaciones de nanotecnología en materias como el envasado de productos, su producción primaria y trazabilidad alimentaria, además de consideraciones en torno a la inocuidad alimentaria que son claves a la hora de abordar mercados internacionales más sofisticados. Finalmente, al analizar  las necesidades en la industria local, el informe de diagnóstico concluyó diversas brechas que deben ser abordadas mediante la innovación y transferencia, para finalmente proponer focos de innovación en materias como disminuir los costos de producción, aumentar la vida útil de los productos, desarrollar o mejorar técnicas de packaging, crear o mejorar alimentos funcionales y manejo sustentable entre otros” sostiene Carlos Bravo, Académico de la Universidad de Valparaíso, y ejecutor del informe diagnóstico.

Agregados Comerciales

Debido a la importancia de tener un input desde los mercados internacionales, en función del trabajo que realiza Connect de generar una oferta con valor agregado desde la Región de Valparaíso, el directorio contó con dos videoconferencias desde Holanda y Estados Unidos.

La primera, por parte del Agregado Comercial de Chile en Holanda, Osvaldo Marinao, quien habló de las tendencias del mercado y la industria en Europa, “Durante el año que llevo acá, puedo hablar de una tendencia interesante, considerando el estudio que realizaron, en general este mercado, que es cercano al de Bélgica y Alemania, en particular, valora lo saludable, es ahí donde hay dos grandes segmentos. Holanda es un país deportista, pero aun así, en los últimos años es posible ver en el retail una gran oferta de alimentos y bebidas saludables, orientadas al deporte. Por otro lado, hay una preocupación especial por lo saludable y los niños, por ejemplo, en los colegios, no pueden llevar cualquier cosa de snack, no está permitidos en ocasiones especiales llevar dulces, sólo pueden llevar fruta o verduras, en formato pequeño.”

 Y en segundo lugar, Paula Salame, Agregada comercial de Chile en Los Angeles, Estados Unidos, la cual ser refirió a las tendencias de los mercados e industrias de ese país, “Estados Unidos es parte de las tendencia globales de alientos a nivel mundial. Hoy en día, hay una relación directa entre los alimentos que consumen, y su estado físico, la salud y la belleza. Bajo este escenario actual, cualquier producto que antes era una alternativa, como por ejemplo las hamburguesas de soya, pueden llegar a ser una tendencia o una corriente comercial. Como dije anteriormente, a nivel mundial, el consumidor busca alimentos naturales, sin aditivos, mínimamente elaborados, que sean funcionales, y no solamente por su valor nutricional, sino por la ayuda que puede tener a prevenir alguna enfermedad, alimentos fortificados en proteínas, calcio, entre otros. Hay una búsqueda de medicamentos botánicos. También, hay una tendencia fuerte, que es interesante e importante a analizar como competencia, ya que tiene una creciente demanda, que son los alimentos producidos de manera local.”

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *